Banner superior a un lado de logo

Ubicacion de Anuncios, debajo de destacados, banner todo ancho

Anuncio Cliente Cintar Banner a Todo Ancho

Quítate tú para ponerme yo…

 

Quítate tú para ponerme yo…

Por Jesús Alberto Rubio.

Y sigue la mata dando en la Liga Mexicana de Beisbol: ahora el cuchillo cortó la cabeza de Marco Antonio Romero, quien estaba de mánager de los Rieleros de Aguascalientes.

¡Qué suave!, ¿no?

Bueno, pues se fue Romero y en su lugar entró al quite Saúl Soto, quien figurará como manager-jugador.

“Quítate tú para ponerme yo”, viene a ser entre los estrategas la comidilla de cada temporada en ese béisbol veraniego.

Esta vez ya han sido despedidos ¡once de los 16!

Y no le extrañe que y se tenga uno, dos o más en la mira de los propietarios.

Por mientras, los Rieleros están en la sexta posición, a 14.5 juegos del líder Sultanes y con esa decisión sus directivos señalan que “el objetivo es buscar pasar a postemporada”… sí Chuy!

En estos días ya vio esa “política” de los magnates cortando cabezas a destajo: los últimos tres han sido Luis Sojo, de los Toros de Tijuana; José Luis Sandoval (Diablos Rojos), y ahora Romero.

 

ANTONIO ELIZARRARÁS:

¿Quién sigue…?

La pregunta que yo me hago: ¿qué tipo de directivos están moviendo hoy el beisbol?

¿Realmente saben o pretenden saber imaginando que su dinero les va a comprar talento?

¡Aguas, Jesús!, porque al paso que van, hasta a los umpires van a correr.

Estando tan cerca de los directivos de las mayores, ¿qué no pueden pedir un curso rápido de manejo de equipos profesionales de beisbol?

¿Cómo pretender que el beisbol mexicano prospere si en su raíz está el vómito de algún desvelado que con dinero se hizo de "equis" franquicia?

Jesús... toda esta farsa es una falta de respeto muy grave para la afición que quiere ver un beisbol fluido, lógico y de altura.

Héctor Zaragoza López:

Todo un verdadero y emotivo acto, fue la presentación de dos importantes obras literarias (Guantes Campeones y Leyendas 2) escritas, por quien en vida llevara el nombre de Jesús Arturo Llanes Camacho, hombre sencillo, admirable y respetado, lleno de inspiración, amante del deporte y quien plasmó en sus escritos lo más relevante desde los años 50`s hasta la fecha, y quien perdiera la vida de un infarto culminante, un día antes de la presentación de sus dos últimos “hijos”, como él llamó a sus obras que dejó sobre el deporte sonorense ( 7 libros) y donde abarcó todo lo que el siempre guardó en su memoria que fue su computadora personal, puesto que a pesar de contar con los tecnología más avanzada, nunca aceptó utilizarlas para sus labores periodísticas cotidianas.

Verdaderamente me sentí sorprendido al llegar al escenario acompañado del gran maestro Jesús Alberto Rubio Salazar y encontrarme en el lugar con grandes amigos sonorenses que he estado relacionando, así como una gran cantidad de personas que llenaron todos los espacios, además de los colegas de la prensa, tanto escrita como televisiva, que asistieron para conocer los documentos que se presentarían.

Dentro de este gran número de personas, sus hijos y hermanos del hoy recordado Jesús Arturo Llanes Camacho.

Fue algo para un servidor impresionante, al conocer que en su mayoría eran personas adultas y de la tercera edad que llenaron el escenario, así como sus amigos de la Asocrode y de la Peña del Beisbol.

Allí observamos a Paco Salazar, Juan Antonio Jasso, Julio Maquinay, Oscar Burruel, Failo, y otros, todo ello por el afecto que tenían hacia su persona, recordando siempre sus paso en el periodismo y su importancia lograda al ser acreedor al premio de los 64 mil pesos, en la ciudad de México, en aquel precioso programa que dirigía Sr. Pedro Ferriz Santa Cruz “, concursando con el tema más importante en su carrera periodística, como lo era el box.

Continúa en: http://beisrubio.blogspot.mx/

 

Además en "Al bat"