Noticias

Enojo social

 

 
 
Enojo social

Mensaje directo

FABIOLA GUARNEROS SAAVEDRA

Enojo social

Mexicanos Primero ha alertado que el tijeretazo al presupuesto obligaría a recortar a 13 mil escuelas, por lo que 1.8 millones de niños ya no podrían acceder a las Escuelas de Tiempo Completo

 

17 de Noviembre de 2019

“¿Cuáles son los síntomas de enojo social?”, preguntó el periodista Pascal Beltrán del Río a Luis Almagro, secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA).

“Un denominador común que tiene que ver con los problemas estructurales de nuestros países: la desigualdad, pobreza, falta de oportunidades, de acceso a derechos, a servicios, son realidades de nuestros pueblos”, le respondió desde la sede de la OEA, en Washington D.C. (Excélsior, 16 de noviembre).

Almagro —responsable de la organización internacional que orilló a Evo Morales a dejar la presidencia de Bolivia por las acusaciones de fraude electoral en su tercer intento de reelección— expuso que en cuanto mejores son las condiciones de democracia en nuestros países, mejores son las condiciones de acceso a los derechos.

Y tiene toda la razón, el enojo ciudadano y el hartazgo se presentan cuando los derechos a la educación, salud, vivienda, empleo y seguridad se convierten en un privilegio para unos cuantos, para los que pueden comprarlos o para los que los reciben a través de programas sociales a cambio de un voto.

La reflexión de Luis Almagro me hizo pensar en el enojo social que percibo y escucho en los padres de niños con cáncer, que no han tenido acceso a los medicamentos y que no saben quién los atenderá ahora que desapareció el Seguro Popular.

Ese mismo enojo lo vemos en los padres y maestros de más de 27 mil alumnos con discapacidad que corren el riesgo de quedarse sin escuela, ese descontento lo veo en quienes están cursando Prepa en Línea y en los beneficiarios de las Escuelas de Tiempo Completo.

Y es que el Proyecto de Presupuesto 2020 contempla recortes que afectan a niñas, niños y jóvenes en comunidades marginadas. A los  más vulnerables, pues.

Me quiero detener específicamente en el tema del presupuesto a la educación por dos motivos; el primero porque los ajustes son alarmantes y en segundo porque aún tengo la esperanza de que los diputados y la Secretaría de Hacienda reconsideren su propuesta, aprovechando que la sesión en la Cámara de Diputados se reanudará el miércoles 20 de noviembre.

Escuelas de Tiempo Completo perderá la mitad de su presupuesto si se concreta el recorte propuesto de cinco mil 89 millones de pesos; es decir, 52% menos que este año, a pesar de que el programa ha demostrado que sí tiene un impacto en el aprendizaje de niños y niñas y que fue pensado para que las madres pudieran ingresar al ámbito laboral.

En este programa están 25 mil escuelas con 3.6 millones de niños en el país y más de 130 mil docentes.

Jennifer O’Donoghue, directora general de la organización Mexicanos Primero, ha alertado que el tijeretazo al presupuesto obligaría a recortar a 13 mil escuelas, por lo que 1.8 millones de niños ya no podrían acceder a las Escuelas de Tiempo Completo.

También hay recortes a la educación comunitaria, indígena, intercultural bilingüe. Los beneficiarios son menores de edad de escasos recursos, de zonas marginadas. Y no se está atendiendo su derecho a la educación.

Un millón 200 mil maestros recibirían 43 centavos diarios para su formación durante el próximo año. La propuesta del gobierno federal es que a este rubro se le destinen apenas 165 millones de pesos, lo más bajo que se otorgaría en las últimas dos décadas para capacitación docente, equivalente a 157 pesos al año por cada maestro, de acuerdo con la nota publicada por mi compañera Laura Toribio (Excélsior, 6 de noviembre).

Y hay programas a los que se les asignó cero pesos, como a la Estrategia Nacional de Atención a la Primer Infancia y al Programa para la Inclusión y Calidad Educativa, que atendía a 177 mil alumnos con discapacidad.

En cambio, programas de apoyo directo como Jóvenes Escribiendo el Futuro tendrá 7 mil 776 millones de pesos, lo que representa un aumento de 34 por ciento. La Beca Universal para Estudiantes de Educación Media Superior Benito Juárez también aumenta en 62%, por lo que tendrá 28 mil millones de pesos para el próximo año.

La educación no sólo es un derecho constitucional es la expresión de la democracia, es el pilar de una sociedad, es el cimiento de una nación que aspira a ser próspera, democrática, incluyente, respetuosa de los derechos y libertades.

Disminuir el presupuesto a la educación, es negar oportunidades y cancelar el acceso a los derechos. Es provocar el enojo social.

Tres estrategias tres

Tres estrategias tres

Su objetivo es convertir el sistema educativo en inclusivo, flexible y pertinente; que identifique, atienda y elimine las barreras para el aprendizaje

 

17 de Noviembre de 2019

En su acepción más usual, por estrategia se entiende un plan para dirigir una tarea en un contexto específico, sirve para alcanzar un propósito que se define con antelación. Las estrategias se componen de acciones planeadas que ayudan a tomar decisiones y a conseguir los mejores resultados posibles.

La enmienda al artículo tercero constitucional, que se publicó el 15 de mayo, ordenó al gobierno a presentar en 180 días las estrategias de Educación Inclusiva (incluyente debería de decir, pero qué le vamos a hacer, la nueva gerencia pública ya nos ganó la palabra) de Atención a la Primera Infancia y de Mejora de las Escuelas Normales. La Secretaría de Educación Pública cumplió en la entrega al Congreso, justo en la fecha límite.

Nuestra compañera Laura Toribio reportó que el secretario de Educación Pública, Esteban Moctezuma, explicó que la primera estrategia se debe implementar tomando en cuenta criterios de diversidad, territorialidad, interculturalidad e igualdad de género. Su objetivo es convertir el sistema educativo en inclusivo, flexible y pertinente; que identifique, atienda y elimine las barreras para el aprendizaje.

Nadie puede estar en contra de tal designio, es una idea que ronda el ambiente internacional, al menos desde la Conferencia de Jomtien de Educación para Todos. Es poner en la narrativa doméstica enunciados a los que diferentes gobiernos mexicanos se adhirieron desde comienzos de los años 90, justo cuando el neoliberalismo tomaba vuelo y consignas de organismos intergubernamentales se naturalizaban, como la descentralización educativa, que empujaba el Banco Mundial.

La estrategia de Atención a la Primera Infancia tiende a desplegar una política nacional para garantizar a infantes menores de seis años el ejercicio efectivo de sus derechos a la supervivencia, desarrollo integral, prosperidad, protección y vida libre de violencia. Además, plantea atender las brechas de desigualdad entre estratos sociales, regiones y géneros, así como a la diversidad inherente a cada persona. De nuevo, la intención es loable. Pero tal vez alguien dentro de Morena le ponga peros porque busca alianzas con organizaciones de la sociedad civil y entes internacionales, como en el neoliberalismo.

Mucho se ha escrito y dicho sobre la estrategia de Mejora a las Escuelas Normales. Relato plausible, pero difícil de alcanzar en corto plazo. Es otro de los fines que se persiguen desde el Programa de Modernización Educativa del gobierno de Salinas de Gortari y, aunque tuvo avances, la tradición de las normales (forjada al cobijo del sindicato) es una barrera que el gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador no considera.

En fin, la retórica gubernamental es elocuente, hasta elegante, pudiera decirse. Pero, poner en práctica esas estrategias demanda de acciones y fondos en abundancia, no nada más de palabras. La austeridad republicana es el obstáculo que la Secretaría de Educación Pública no romperá. Se corre el riesgo de que esos programas se queden en promesas.

Frentes Politicos

17 de Noviembre de 2019

1.  ¿Todos de acuerdo? En busca de su nuevo líder, han sido meses de confrontación pública entre Yeidckol Polevnsky, Bertha Luján y Mario Delgado, coordinador. Morena acordó el método de elección a la dirigencia del partido y convocar a la sesión extraordinaria de su Congreso Nacional para el 30 de noviembre. En la orden del día para el VI Congreso Nacional Extraordinario, se define la aprobación del método de encuesta, únicamente entre la militancia, para la elección de la próxima presidenta o presidente del Comité Ejecutivo Nacional, en el entendido que el resto de los cargos y órganos se elegirán conforme el estatuto. Firmaron el acuerdo Polevnsky, Luján y Héctor Díaz Polanco, presidente de la Comisión Nacional de Honestidad y Justicia. Gritos y sombrerazos en 5, 4, 3, 2…

2.  Freno urgente. La vulnerabilidad del Congreso de la Unión se pondrá de manifiesto el lunes ante lo que se proyecta será la peor de sus pesadillas. Debido a la falta de acuerdos para que se les otorguen tres mil 800 millones de pesos en el 2020, Antorcha Campesina montará guardias de 10 mil personas afuera de la Cámara de Diputados para impedir que se dictamine y apruebe el Presupuesto de Egresos de la Federación 2020. Homero Aguirre, vocero del Movimiento, dijo que no permitirán que se realice la sesión de este miércoles, anunciada por la presidenta de la Mesa Directiva. Quieren desquiciar San Lázaro al menos tres días. ¿Ya tienen plan B, legisladores?

3.  No es casual. Al menos cinco casas de cambio fueron incendiadas durante la madrugada del sábado en Tijuana. La Dirección de Bomberos informó de los casos registrados en diversos puntos de la ciudad. Los comercios tuvieron serios daños, aunque no se reportan lesionados. Esto sucede a pesar de la llegada de 200 elementos de la Guardia Nacional a Baja California, cuya presencia busca mejorar la seguridad y procurar la justicia en la entidad. Ya es hora de que Jaime Bonilla, el gobernador, deje de hacer grilla para quedarse cinco años en el poder y no dos como le corresponde, y haga algo, lo que sea, para traer paz a la región. ¿O le da más importancia a pisotear la democracia? No se nota que ya se sentó en la silla de gobierno.

4.  Todo el poder. En el municipio de Bahía de Banderas, en Nayarit, fue detenido el exalcalde por el PRI, José Gómez Pérez, al ser liberada una orden de aprehensión en su contra, por su probable participación en el delito de abuso de autoridad, tortura y lesiones calificadas, ilícitos cometidos en agravio de una persona de identidad reservada, y a la sociedad. El detenido fue puesto a disposición del Juez de Control del Sistema Penal Acusatorio y Oral. Qué pena, fue detenido frente a sus hijos menores de edad. No estará solo en prisión. Horas ante la policía metió a la cárcel a Héctor Regalado Curiel, excontralor en el trienio de Gómez Pérez, y al exsecretario del Ayuntamiento, Juan Carlos Fortanell. Camaradas cuando ostentaron el poder ahora dormirán tras las rejas. Sin duda faltan más.  Su legado será que sus hijos no sigan el mal ejemplo. Ojalá.

5.  Aceptación. Como parte de las acciones de profesionalización y capacitación que realiza la Guardia Nacional en materia de seguridad pública, personal de la institución recibió instrucción policial especializada, a través del “Taller de Capacitación de Actuación Policial”. Los efectivos recibieron capacitación en temas como: Derechos Humanos, Vinculación y Proximidad Social, Protocolo Nacional de Actuación de Primer Respondiente, Informe Policial Homologado y Cadena de Custodia. Durante la ceremonia de clausura los efectivos de la Guardia Nacional recibieron reconocimientos por su participación de manos del Comisario de la Guardia Nacional del Estado de México, Gonzalo Aguilar. La nueva fuerza para combatir a la delincuencia necesita saber que los mexicanos confiamos en ellos para cambiar el rumbo de esta historia. No nos vay

La concentración del poder... y sus límites

La concentración del poder... y sus límites

Bitácora del director

PASCAL BELTRÁN DEL RÍO

La concentración del poder... y sus límites

 

 

15 de Noviembre de 2019

En septiembre de 2017, mientras luchaba en el terreno legal contra el resultado del referéndum de febrero 2016 que rechazó su pretensión de reelegirse por tercera vez, el presidente boliviano Evo Morales decidió poner en duda la validez de El espíritu de las leyes y afirmó que la división de Poderes era “una doctrina norteamericana” y que, como tal, debía ser rechazada.

Morales había perdido el referéndum por 51.3% a 48.7%, pero no se conformó con el veredicto de la voluntad popular y acudió ante el Tribunal Supremo Electoral, que acabó por cumplirle el deseo de competir por un cuarto mandato en 2019, cuando cumpliría 13 años en la Presidencia.

La arremetida de Evo Morales contra la división de Poderes —y en particular contra la independencia del Poder Judicial— pasó por alto que el principio político desarrollado por Montesquieu data de 1748, casi tres décadas antes de que se expidiera la Declaración de Independencia de Estados Unidos.

Llamar “norteamericana” a la división de Poderes era un despropósito, pero también un nuevo pretexto para culpar al “imperialismo” estadunidense de todo lo que le estorbaba.

Al mismo tiempo, Morales era consecuente con los postulados y prácticas del populismo neomarxista latinoamericano, que ha dedicado todos sus esfuerzos a demoler el Estado de derecho liberal y todas las instituciones que garantizan los equilibrios políticos y la rendición de cuentas.

Con el fin último de concentrar el mando, los gobiernos de Venezuela, Nicaragua y Bolivia procedieron a minar los contrapesos que significaban el Legislativo y el Judicial, así como cualquier órgano de control y la prensa.

Hoy vemos esos mismos instintos en México, donde el gobierno del presidente López Obrador ha buscado acomodar la vida institucional a sus pretensiones y necesidades, sometiendo o infiltrando casi cualquier cosa que signifique un reto a su acumulación de poder político. El caso más reciente es la CNDH.

De esa manera, a casi un año de iniciado el sexenio, la independencia de muchos órganos autónomos ha sido neutralizada o está en vías de serlo. El gobierno ha exigido subordinación a legisladores y jueces, mientras que con los medios libra una batalla para exterminar el periodismo libre.

Sin embargo, los hechos de los días recientes en Bolivia han mostrado que no es tan sencillo sepultar los fundamentos de la democracia en aras de gobernar de manera vertical. El autoritarismo puede copar casi todos los espacios, pero no impedir que la libertad se cuele por los huecos como la humedad.

Cuando se renuncia a la construcción de consensos, eventualmente el castillo de naipes del absolutismo termina por colapsarse.

Evo Morales creía tener el control de todo. Había sometido al Tribunal Electoral y tenía relaciones de complicidad con las Fuerzas Armadas, pero cuando quiso defraudar nuevamente la voluntad popular en las elecciones del 20 de octubre, el hartazgo salió a flote.

Existen diversas interpretaciones sobre cuál fue la gota que derramó ese vaso. Hay quien cree que fue la desaparición de la confianza de los militares en el gobierno, que advirtieron claramente a Morales que no estarían dispuestos a reprimir a los manifestantes.

Sin embargo, eso fue posterior al informe de la Organización de los Estados Americanos, que evidenció las maniobras de Morales para lograr un cuarto mandato y, de paso, dio la razón a quienes protestaban en las calles.

La lección indudable es que el aguante de la gente siempre tiene límites y que ningún gobernante, por muy poderoso y reconocido que se sienta, puede rebasarlos. Asimismo, que, ante la ausencia de contrapesos internos, el derecho internacional y los organismos multilaterales son un buen baluarte para defender la democracia.

Y que ésta, pese a todas sus limitaciones y los esfuerzos de sus detractores, sigue siendo el menos malo de todos los sistemas de gobierno y el cimiento más sólido para remontar las grandes disparidades que perviven en nuestra región.

GOLPISTAS?

¿Golpistas?

• ¿Dónde están los golpistas? ¿Afuera o adentro? • Hoy, dar un golpe de Estado es un asunto riesgoso.

 

12 de Noviembre de 2019

El esquema era bastante claro y repetitivo. Un golpe de Estado lo daban las Fuerzas Armadas (FFAA) contra del orden establecido. Podía ser de derecha o de izquierda.

Las FFAA, frecuentemente apoyadas desde el exterior, derrocaban al gobierno para acomodar la pieza en el ajedrez mundial. Pero ahora, ¿quiénes son los golpistas?

Chile, Argentina, Uruguay, Paraguay, Bolivia, Brasil, Perú, Venezuela, Panamá, Honduras, Haití, República Dominicana, Nicaragua y Guatemala. México es la gran excepción con más de un siglo de vida constitucional.

De todo, víctimas y victimarios recordados por nombre, Árbenz (leer Tiempos recios de Vargas Llosa), SomozaLeónidas TrujilloStroessnerGoulartPistarini y Alsogaray en 1966 en Argentina, allí mismo Videla contra Isabelita PerónBanzer en Bolivia, Pinochet y pandilla contra Allende.

También Papá Doc y Baby Doc en Haití. Víctimas que se transforman en victimarios: Aristide. Es el caso de Daniel Ortega y Rosario Murillo, personajes que merecen estar en el elenco de las dictaduras más perversas del continente. Les falta novela.

Podríamos irnos a los remotos: José Gaspar Rodríguez de Francia, el famoso doctor Francia que gobernó Paraguay por cerca de treinta años, espléndidamente retratado por Augusto Roa Bastos en Yo el supremo y qué decir de Porfirio Díaz, el nuestro, serio competidor de las mejores ligas. Sin embargo, gana Stroessner: 35 años en el poder. Y faltan nombres.

Pero mucho ha cambiado, en buena parte para bien. Varias FFAA de diferentes países han rehuido a la tentación de poder. Lo fácil es subirse, pero bajarse... La imagen de Pinochet en silla de ruedas, perseguido internacionalmente por el juez Garzón, quien encontró sustento en una normatividad global transformada, enterró simbólicamente la autarquía política de los cincuenta, sesenta y setenta.

Las cláusulas democráticas, propiciadas por el comercio global y por la vigilancia cruzada, están en casi todas las latitudes. La Unión Europea y las múltiples alianzas supranacionales, asiáticas y africanas, o el sistema interamericano de derechos humanos han sido impulsos civilizatorios innegables, es la popular universalización de los mínimos. La democracia integral está incluida, con relevo sistemático y programado con antelación. La ONU y la propia OEA están hoy obligadas a observar ese proceso civilizatorio y, en su caso, denunciar sus desviaciones. La política es ya global. Dar un golpe de Estado hoy, por fortuna, es un asunto riesgoso.

Pero la perversidad humana no tiene límites. La avaricia tampoco. Antes los golpistas estaban afuera y lanzaban el zarpazo. Hoy están dentro. Llegan por vía democrática y, entonces, desmontan el andamiaje de libertades y acceso al poder. Fue el caso de Fujimori, de Chávez y su títere, de los Ortega, de Correa en Ecuador y de Morales. Poco tiene esto que ver con derecha o izquierda o con la persecución de indígenas, como lo repitió hasta el cansancio Morales en su renuncia. Los golpistas hoy son de otra estirpe. Basta con observar las distintas fórmulas que facilitan la perpetuación en el poder: la simple reelección controla desde dentro, la desaparición de opositores o, por qué no, la modificación constitucional. Contar los años en el poder es muy delatador.

“Si desde el Ejecutivo se debilita al Judicial, se controla al Legislativo; si se establecen mecanismos de control corporativo o identitario, el asunto va mal. Si nación, religión, raza, género, etnia y clase sustituyen a la noción inclusiva de ciudadanos, de nuevo, el asunto va mal” (IdentidadF. Fukuyama). Cuando el resentimiento alimenta la política, la pira está ardiendo.

Amenazas a los órganos constitucionales independientes INE, CNDH avasallada, Inai, Inegi, CRE, etc., mociones locuaces ¿o visionarias? como la revocación de mandato, la ley Bonilla, la brutal concentración de poder, los múltiples ataques a la prensa, la polarización sistemática, demasiadas coincidencias. ¿Dónde están los golpistas, afuera o adentro?

Página 10 de 361

Artículos relacionados